En la muerte de un amigo imprescindible, Paco Puche: “Nací de Gaia, vuelvo a Gaia. Al reencuentro de las hermanas y los hermanos en Gaia”

Paco Puche, un luchador infatigable contra la industria criminal de amianto, un gran científico-filósofo, una gran persona, un entrañable amigo de todos, nos ha dejado esta manaña.  Una gran pérdida para todos, para todas. Jorge Riechmann ha escrito estas palabras: Continuar leyendo “En la muerte de un amigo imprescindible, Paco Puche: “Nací de Gaia, vuelvo a Gaia. Al reencuentro de las hermanas y los hermanos en Gaia””

¿Y por qué hemos olvidado un artículo tan esencial, tan lúcido, tan imprescindible?

Página herida
¿Y por qué hemos olvidado un artículo tan esencial, tan lúcido, tan imprescindible?

Para Gabriel Jackson (1921-2019), que también supo estar a la altura de las circunstancias con las consecuencias que ese estar le conllevó: desconsideración científica, vacío oficial, marginación, olvido, descalificaciones por españolista, incomprensión de su defensa del bilingüismo.
Y para James Petras, por supuesto.

Hablo de un artículo de 1999, de hace más de veinte años: “La cuestión del bilingüismo” de Jaime Petras [1]. El agudo, incansable e imprescindible compañero Vicente Serrano ha recordado su interés y nuestro olvido generalizado en un artículo reciente [2]. Cito, resumo y comento: Continuar leyendo “¿Y por qué hemos olvidado un artículo tan esencial, tan lúcido, tan imprescindible?”

Entre lo más insufrible (y contradictorio) del decir nacional-secesionista

Son numerosas las expresiones ofensivas del lenguaje nacional-secesionista. Desde el “España nos roba” o “Espanya contra Catalunya (1714-2014)” hasta considerar a millones de personas, conciudadanos suyos que han levantado “su país” realizando los trabajos más duros y peor remunerados y considerados, “colonizadores lingüísticos”, ñordos, “bestias con rostro humano”, murcianos, charnegos o españoles de m. Continuar leyendo “Entre lo más insufrible (y contradictorio) del decir nacional-secesionista”

Demandas y consideraciones de un ciudadano no nacionalista de Cataluña

Página de la herida
Demandas y consideraciones de un ciudadano no nacionalista de Cataluña

En recuerdo de los 1.706 fusilados en el Camp de la Bota

La anunciada deconstrucción del monolito franquista de Tortosa -recurso judicial aparte- se antoja pues como un consuelo ante tanta desolación. Como lo es también la exposición Quan plovien octavetes (Cuando llovían octavillas) que el Arxiu Històric de la Ciutat de Barcelona -la Casa de l’Ardiaca- ha inaugurado esta misma semana. La muestra recoge un conjunto de publicaciones clandestinas que, a pesar de la represión, superaron las duras condiciones de la posguerra y llegaron a su esplendor en los años sesenta y setenta. La exposición, comisariada por el historiador Manel Risques, exhibe el amplio abanico ideológico de quienes lucharon contra esa expresión de “ley sin democracia” a la que se suele llamar comúnmente dictadura. En la conferencia inaugural, Risques rescató la figura de Joaquim Puig i Pidemunt, que luchó contra el franquismo, el nazismo y dirigió la clandestina revista Treball. Fue fusilado en el Camp de Bota junto a otros tres dirigentes del comunista PSUC el 17 de febrero de 1949. No fueron los últimos. El 14 de marzo de 1952, en vísperas del Congreso Eucarístico, Pere Adrover y otros cuatro anarquistas cayeron ante el pelotón. Hubo que esperar no solo el fin de la dictadura sino 42 años de democracia -hasta el 22 de febrero de 2019- para que un muro de 55 metros de largo y tres y medio de altura recordara los nombres de esos 1.706 ciudadanos que, en nombre de la “ley sin democracia”, fueron asesinados de madrugada y frente al mar.
Francesc Valls (2021)

Seis previas.

Camp de la Bota. Por si fuera necesario, para evitar usos y malentendidos nacional-secesionistas: muchas de las personas fusiladas en el Camp de la Bota de Barcelona a las que alude Francesc Valls en su artículo del pasado domingo en El País, eran ciudadanos nacidos en otros lugares de España que habían venido a vivir y a trabajar a Cataluña. Mi abuelo materno cenetista entre ellos. No fue cosa de españoles (fascistas, asesinos) contra catalanes (antifranquistas, víctimas). Incomprensiblemente (una decisión del Ayuntamiento barcelonés), la explicación del mural-homenaje-recuerdo está redactada sólo en catalán. ¿Por qué? Porque debe quedar más guay y más de izquierdas i més del país. Continuar leyendo “Demandas y consideraciones de un ciudadano no nacionalista de Cataluña”

En la muerte de Xavier Folch

Ha fallecido a los 83 años, el editor, político y escritor Xavier Folch. Le entrevisté sobre Manuel Sacristán los días 22 de diciembre de 1998 y 4 de enero de 1999. No me conocía de nada. La entrevista fue publicada en El Viejo Topo -“Una conversación con Xavier Folch. Recordando a Sacristán”, nº 140, mayo 2000, pp. 31-43. Folch revisó la transcripción; me señaló, con mucha delicadeza, algunos errores míos. Pueden verla ahora en https://rebelion.org/docs/53432.pdf. Continuar leyendo “En la muerte de Xavier Folch”

Como el AIRE que exigimos trece veces por minuto…

Página herida
Como el AIRE que exigimos trece veces por minuto…

Para Gabriel Celalaya (1911-1991), in memoriam.

En la Cataluña real (y vulnerable) suceden tragedias obreras que nunca deberían haber sucedido: “Segundo F., de 58 años, no soportó el desahucio. No resistió que le echasen del piso donde vivía desde 2018, en el barrio barcelonés de Sants”. Trabajador nacido en Ecuador llevaba tres años sin trabajo. Había intentado volver al que llaman “mercado laboral”. Entre febrero y noviembre de 2020, tiempo duro de pandemia, envió su currículum a ocho trabajos; en los ocho fue rechazado. El pasado lunes 14 de junio, “un año después de no pagar el piso en el que vivía con su perro, decidió (¿decidió?) saltar por la ventana cuando la comitiva judicial se presentó en su casa para echarle”. No es el único caso; hemos vivido una situación parecida estos últimos días. ¿Quién hablará de ellos cuando hayan pasado dos semanas? Continuar leyendo “Como el AIRE que exigimos trece veces por minuto…”

Contra la meritocracia (I)

Michael J. Sandel, Catedrático Anne T. y Robert M. Bass de ciencias políticas en la Universidad de Harvard y premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales 2018, publicó en 2020 The Tiranny of Merit: What’s Become of the Common Good? Albino Santos Mosquera lo ha traducido recientemente para Debate con el título: La tiranía del método. ¿Qué ha sido del bien común?. 364 páginas, un excelente (y muy útil) índice alfabético y más de 50 páginas de notas. Recojo una de las historias que cuenta en las conclusiones. Continuar leyendo “Contra la meritocracia (I)”

De indultos (Diálogo a tres voces, 1ª Jornada)

Página herida
De indultos
(Diálogo a tres voces, 1ª Jornada)

Lo único real y profundo que subyace al “sentimiento nacional” es la jodida aversión a lo diferente como competidor en la carrera de la supervivencia, instinto común a todos los animales y que dirige la implacable lucha por la existencia (lo demás es mera construcción social, como se dice ahora). Los que de manera más desacomplejada y salvaje han elevado ese instinto primario a principio político supremo han sido los nazis. Por eso no hemos de cansarnos de reivindicar a la Razón como única posible salvaguardia frente a la ciega barbarie animal y como rasgo diferenciador de la especie humana. El problema es que, mientras en el mundo animal se producen periódicamente equilibrios más o menos estables en la competencia entre especies, debido a las limitadas capacidades de cada una para expandirse, la propia Razón es susceptible de un uso perverso, puramente instrumental, que la ponga al servicio del instinto, lo que acaba rompiendo todos los equilibrios trabajosamente alcanzados por la naturaleza: lo que los griegos llamaban hybris. Contra eso sólo hay un remedio: el cultivo de la visión desindividualizada, la “visión desde ningún lado”, que dice Thomas Nagel. Sólo esa visión totalmente opuesta al narcisismo puede hacer nacer en el ser humano el sentido de la vergüenza y de la justicia (no hay que cansarse de leer el mito de Protágoras en el diálogo platónico del mismo nombre). Porque el verdadero cóctel explosivo que destruye la comunidad humana es la razón puesta al servicio del instinto, mucho más que el instinto solo.
El torcido leño de la humanidad, que decía Kant.
Pues de eso va el nacionalismo.
Miguel Candel (2021)

Salviati [1]: Hermoso día, queridos amigos, buen momento para conversar sobre temas de interés, sobre las ondas gravitacionales, por ejemplo.

Sagredo [1]: Voto por ello. Siempre es bueno hablar, con gente sabia como vosotros, de temas físico-filosóficos de fondo y rendir de paso homenaje a Albert Einstein, el Galileo del siglo XX.

Simplicio [1] Pero, ¿de qué estáis hablando? ¿Qué os pasa? ¡Ni ondas gravitaciones ni Einstein ni Galileo! ¡Hablemos de lo que todo el mundo habla! Continuar leyendo “De indultos (Diálogo a tres voces, 1ª Jornada)”